US Mennonite Brethren

One Family. One Lord. One Mission

Artículo 9: La Cena Del Señor

Significado

La iglesia celebra la Santa Cena tal como fue instituida por Cristo, se centra en Cristo, cuyo cuerpo fue quebrantado por nosotros y Su sangre derramada para proveer salvación a los creyentes y establecer el nuevo pacto. En la Santa Cena, la iglesia se identifica con la vida de Cristo ofrecida en regalo por la redención de la humanidad y proclama la muerte del Señor hasta que Él venga. La Santa Cena expresa el compañerismo y la unidad de los creyentes con Cristo y es a la vez un recordatorio, una celebración y alabanza que fortalece a los creyentes para un verdadero discipulado y servicio.

Práctica

En preparación para la celebración de la Santa Cena, todo creyente se examina a sí mismo. Todos los que entienden su significado, que confiesan a Jesucristo como Señor en palabra y vida, que apoyan su congregación y que están viviendo en una correcta relación con Dios y con los demás, están invitados a participar. De acuerdo con el Nuevo Testamento, el bautismo en agua debe preceder a la participación de la Santa Cena.

Mateo 26.26-30; Hechos 2.41-42; 1 Corintios 10.16-17; 11.23-32.

Artículo 9: La Cena Del Señor

Significado

La iglesia celebra la Santa Cena tal como fue instituida por Cristo, se centra en Cristo, cuyo cuerpo fue quebrantado por nosotros y Su sangre derramada para proveer salvación a los creyentes y establecer el nuevo pacto. En la Santa Cena, la iglesia se identifica con la vida de Cristo ofrecida en regalo por la redención de la humanidad y proclama la muerte del Señor hasta que Él venga. La Santa Cena expresa el compañerismo y la unidad de los creyentes con Cristo y es a la vez un recordatorio, una celebración y alabanza que fortalece a los creyentes para un verdadero discipulado y servicio.

Práctica

En preparación para la celebración de la Santa Cena, todo creyente se examina a sí mismo. Todos los que entienden su significado, que confiesan a Jesucristo como Señor en palabra y vida, que apoyan su congregación y que están viviendo en una correcta relación con Dios y con los demás, están invitados a participar. De acuerdo con el Nuevo Testamento, el bautismo en agua debe preceder a la participación de la Santa Cena.

Mateo 26.26-30; Hechos 2.41-42; 1 Corintios 10.16-17; 11.23-32.